16 de noviembre de 2006

algo que decir


En este extracto del "América Latina, origen y despojo", de José Pablo Feinmann, aparecido en el diario Página/12, Buenos Aires, el 5/12/04, hay claves para entender un poco más lo que estamos viviendo:

(...)Y tiene (desde el despojo en la sangre) algo que decir. Nada menos que esto:
sin despojo de América Latina no habría capitalismo occidental. Somos el origen.
La condición de posibilidad. El punto de partida. También lo es la praxis conquistadora
europea y el espíritu fiero, rapaz y obstinadamente histórico del capitalismo (...)
(...) Era Fray Bartolomé de las Casas. Quería algo imposible: que los españoles
no aniquilaran más indios. Pobre , Bartolomé. Los españoles tenían todo para matar
indios sin culpa. La misión de la Iglesia ( o una de sus principales) es lavar las culpas
de los asesinos. Los nuestros, aquí, cuando los marinos bajaban de los vuelos de
la muerte les decían: " Calma, hijo mío. Has cumplido con tu misión divina. Eres parte
del Plan del Señor, que es eliminar a los soldados del Demonio, que se encarnan en esos
chicos y chicas que acabas, con su aprobación, de arrojar a nuestro grande y ancho río,
que crece y se dilata día a día para recibir a los cadáveres de los impíos. Ve con tu familia.
Reza antes de dormir. Que la culpa no se instale en tu alma. Y , sobre todo, regresa mañana".(...)

El domingo apareció vi una foto de Eduardo Longoni,publicada en una revista: Videla, nuestro gran dictador rezando, en 1981..(pinchar para ver más aquí )

Recuerdo a Aznar, en la imágenes televisivas de los noticieros, con ese bigote hitleriano,
y su creencia en la mirada, de ser un elegido.

Pero también recuerdo a otros, que no se consideran elegidos ni mucho menos, pero que trabajan a diario, para batallar contra ese destino impuesto:

En el libro "la Bañera de Ulises", saltimbanquis y marineros en una travesía por la paz, de ediciones Calamar y RNE3, España, cuenta su autor Emilio Garrido, una noche en el buque Rumano Constanza con 101 artistas a bordo en una travesía por la paz:

"Hemos zarpado hacia el mar de Libia. El Constanza lanza sus 14 nudos en el rumbo de Trípoli.Pronto tendremos a babor la isla de Lampedusa. Navegamos sobre un tapiz de cuerpos humanos porque aquí naufragan los barcos negreros cargados de subsaharianos. Hace dos semanas 250 inmigrantes buscaban el paraíso en un pesquero de 25 metros. Cuando el mar se hizo infernal tuvieron miedo. Recularon todos hacia popa. El barco escoró y zozobró. Sólo se salvaron 42. Esta noche les hemos ofrecido un homenaje. El texto, leído en todos los idiomas del barco, ha sido elaborado por este equipo de radio Nacional de España. Se llama El mar Tapizado."

Me pregunto cuánto más deberemos soportar para que mares y ríos de nuestro planeta dejen de ser teñidos con cuerpos de distintos colores.

2 comentarios:

el-ed dijo...

el blanco está bueno y sobre todo para leer. El beta es difícil, hay que domarlo y entenderlo un poco. Pero la ducha así: blanca, está buena.

(estás en mi bulín con tu ducha renovada)

danixa dijo...

sí, es que no tengo mucho tiempo para postear, y no quiero perder lo que tanto tiempo me costó, pasar todos, mejor dicho algunos de los links que me gustan mucho.
Así que por ahora seguiré siendo blanca...
gracias el-ed por instalar la nueva ducha en tu bulín!